martes, 3 de febrero de 2009

“Dicco Tutto”, de Antonio Cassano & Pierluigi Pardo (2009).



"Miren que fue esta quien escribió este libro, muchachos (?)"

"Si yo hago un libro, lo digo todo". Dicha frase no se le atribuye ni a Víctor Hugo ni a Charles Dickens. La dijo Antonio il talentino Cassano. Al menos es sincero de pique, ya que aclara que hace el libro, no lo escribe. El encargado en semejante periplo es el periodista de "Sky Sport Italia", Pierluigi Pardo.

Dicco tutto es el nombre de dicha joya literaria (?) que en estos días verá la luz, al menos en las bibocas italianas. Eminente bestseller únicamente en un país con forma de bota, donde los jugadores exhiben sus biografías, humos y misceláneas antes de los cuarenta años (véase el libro de chistes de Francesco Totti, o la explosiva bio de Gennaro Gatusso). La biografía de Antonio cuenta con jugosísimas frases dignas de admiración por parte de catedráticos o colegas, como cuando il bambino se refiere a Fabio Capello, su ex entrenador en tiempos de reviente romano y encargado de llevar al delantero al Real Madrid: "Es más falso que dinero del Monopoly". Por esta frase nomás, varias copias se venden solas.

De infancia recia en los callejones de su Bari natal, señala: "En mi barrio era habitual escuchar disparos y sirenas de ambulancias. He sido durante diecisiete años un desgraciado, y en nueve, millonario. Me quedan ocho para estar empatado. Varios de mis amigos de la infancia han desaparecido".


Con Robbie Baggio: una tregua para el niño en años de vandalismo puro


Varios recordarán su estrambótica salida de la Roma, donde en sus últimos meses su comportamiento tanganero como sexópata era mucho más detonante que su papel dentro del tridente de ataque junto a los temibles Francesco Totti y Vincenzo Montella. Su lengua siempre fue su espada de lucha, su escudo, sus pies. La frutilla del postre de su expulsión a Madrid, mediada por Capello, es la famosa fiesta (a lo Foro Romano, por el reviente) que organizó uno de los referentes de la Loba, Cristiano Panucci, quien no sólo en aquel momento se comía a una ex de Antonio, sino que era parte clave del bando de resistencia a las locuras del pibe de Bari. Panucci: botón y pico.

Sus jocosas anécdotas sexuales aportan y quizás se pasen de humo: "He tenido cuatro novias en once años. Son pocas, pero he estado con seiscientas o setecientas mujeres, unas veinte al menos del mundo del espectáculo". (...) "He jugado después de hacer el amor. Un día me dieron las seis de la mañana con una amiga y ganamos 4-0 a la Juve".


Tu jermu me ayudó en el prólogo. Botón (?)

En Madrid no rindió lo esperado, lo que lo condujo a Génova, a la Sampdoria, club donde actualmente milita (literalmente), quien compró su pase y donde parece que el delantero encontró la paz, escoltado por su nueva novia, Carolina Marcialis, de más de un metro ochenta de estatura, jugadora de waterpolo y de tan sólo dieciocho añitos.

Pero en la Casa Blanca dejó tela para cortar y en esta autobiografía se explaya: "En Madrid era aun más fácil porque estábamos en el hotel, todo en la misma planta; así en la (planta) de encima o la de debajo podías invitar a quien quisieras y reunirte con ella en el corazón de la noche (tiembla Joseph Conrad (?)). En el hotel tenía un amigo camarero. Su misión era llevarme tres o cuatro croissants tras haber hecho el amor. Me los llevaba a la escalera, yo acompañaba a la chica y hacíamos el cambio: el se la llevaba y yo me comía los croissants. Sexo y comida, la noche perfecta", sentencia.

Antonio Cassano. Sin lugar a dudas, un romántico. Aquí una prueba, un video "temperamental como tribunero".




Por Centrojá



2 comentarios:

El Viejo Godofredo dijo...

Sin dudas será un Best seller. En nuestro país, no falto de este tipo de personajes -los de acá mucho más pintorescos pero también más faltos de capital para la farra concheta-, los best sellers también están a la vuelta de la esquina. Una "biblioteca Bardanca" podría ser un hecho. Imagino tomos dedicados a repasar las "Aventuras" del Pato Aguilera (hasta lindo suena) o los abusos del redneck con todas las letras Fabiancito "ñata colorada" O'Neill. También haría una serie de volúmenes que se llamen "Noche", con citas a varios jugadores del medio y entrevistas en lugares clave como Azabache Café, W Lounge y la bodeguita del Sur. Ni hablar del desaparecido "Midnight". Buen posteo Don Gato. Nos vemos en su aniversario!

Robert dijo...

Increíble post. Ni me suena este jugador pero se debe nada más que a mi ignorancia futbolera. Abrazo trasandino.